NoticiaArs Málaga

«Buiza, maestro escultor», en ArsMálaga Palacio Episcopal

Publicado: 13/07/2018: 1511

El 13 de julio fue presentada en rueda de prensa e inaugurada la exposición monográfica temporal “Buiza, maestro escultor”. La muestra organizada conjuntamente por la cofradía del Cautivo y ArsMálaga Palacio Episcopal, se celebra con motivo del 50 aniversario de la bendición de la imagen de la Virgen de la Trinidad (1968), obra del imaginero de Carmona, referente indiscutible de la escultura devocional en la segunda mitad del siglo XX en Andalucía.

El imaginero Juan Manuel Miñarro, discípulo de Francisco Buiza y comisario científico de la exposición, ha sido el encargado de presentarla a los medios de comunicación, junto al hermano mayor del Cautivo, Ignacio Castillo, el sacerdote Miguel Ángel Gamero, delegado de Patrimonio y director de ArsMálaga Palacio Episcopal y Gonzalo Otalecu, gerente del mismo.

La muestra podrá visitarse hasta el 16 de septiembre, de lunes a sábado [10.30 a 21.00 horas] y los domingos [10.00 a 18.30 horas]. El precio de la entrada general es de 5 euros. Sin embargo, el primer día (14 de julio) y el último [16 de septiembre], el acceso es gratuito.

Esta exposición reúne una selección de importantes obras de Buiza, ordenadas siguiendo una línea cronográfica y evolutiva del maestro, desde los momentos iniciales de formación y búsqueda, pasando por su etapa de ensayos, en la que comienza a perseguir su propio estilo, hasta su etapa de madurez, plenitud y reafirmación, durante la cual se serena su espíritu e incluso intenta reinventarse. Una etapa que termina bruscamente por la enfermedad, hasta su muerte, el 1 de marzo de 1983.

Medio centenar de obras y piezas realizadas en el taller de la sevillana calle Viriato 3, conocido como el Corralón de los Artistas, se exponen juntas por primera vez en esta muestra, única en toda Andalucía.

De entre ellas destaca la Virgen de la Trinidad, titular de la cofradía, presentada en la capilla del Palacio Episcopal. La actual imagen fue bendecida en la iglesia de San Pablo el 27 de febrero de 1968. La cofradía la adquirió unos meses antes por mediación del influyente diseñador malagueño Juan Casielles del Nido, que conocía la existencia de esta imagen tallada directamente en la madera por Buiza en 1963. Era una época en la que los encargos no eran numerosos, debido a un accidente de moto que provocó severas lesiones en el imaginero y un prolongado estado de convalecencia. Por ello, Buiza realizó la imagen de la que luego fue la Virgen de la Trinidad para que presidiera su casa. Con la Trinidad marca su ideal de belleza de las dolorosas, que resulta casi anacrónica en una etapa especialmente convulsa de su vida.

La imagen podrá ser visitada por todos los hermanos y devotos que deseen orar ante Ella todas las semanas de lunes a jueves en horario de 10.30 a 11.30 horas, sin necesidad de tener que adquirir la entrada.

En la capilla del Palacio Episcopal también se expondrá la portentosa talla del Cristo de la Agonía, titular de la hermandad de las Penas de Málaga, realizado en 1972. En esta imagen, el artista representa el drama humano del dolor que había padecido tras su accidente de tráfico, unos años muy duros para el maestro. Era el momento del Buiza vehemente y de explosión desgarradora en sus Cristos.

Pero también fue el momento de contrapuestas ternuras que mostró con sus representaciones infantiles de Niños Jesús, querubines y ángeles, de los que en la exposición habrá algunos de los mejores ejemplos de las singulares aportaciones que supo interpretar, como la imaginaría decorativa del trono del Cristo del Rescate de Málaga o de los pasos del Cautivo de Santa Genoveva o el Cristo de la Expiración, del Museo, ambas corporaciones de Sevilla.

En todos los casos, estas obras se exponen destacando sus valores escultóricos pero respetando el interés y alcance devocional, al tratarse de esculturas destinadas al culto y a la veneración de los fieles.

De su primera etapa, destaca en la muestra la presencia de la Virgen Inmaculada, que recibe culto en la parroquia de San Benito de Sevilla, en la cual sigue muy de cerca los modelos de su maestro, Sebastián Santos. De la etapa de ensayos y búsqueda de estilo propio, está el Cristo Crucificado de la Victoria, además de la propia Virgen de la Trinidad. De su etapa de madurez, el Cristo de la Agonía, entre otros. Y de su plenitud, el Éxtasis de Santa Rafaela, de la iglesia conventual de San Pedro de Alcántara, de Sevilla, que marca en el año 1977 el inicio de este periodo (tras esta obra llegaron cinco años en los que Buiza produce sus obras más serenas); o el Tránsito de San Juan de Dios, expuesto en la Casa Museo de los Pisa, de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, de Granada.

Esta exposición, organizada por ArsMálaga Palacio Episcopal y la Cofradía del Cautivo, es un ambicioso proyecto que se incluyen en el cronograma previsto para conmemorar el cincuentenario de la Virgen de la Trinidad, que comenzó a desarrollarse el pasado 8 de diciembre con la presentación del cartel conmemorativo, obra de Martín España.

El delegado de Patrimonio de la diócesis de Málaga, Miguel Ángel Gamero, es el coordinador institucional de la exposición, que cuenta con Juan Manuel Miñarro, escultor, imaginero, restaurador y profesor de Bellas Artes de la Universidad de Sevilla, que fue discípulo de Francisco Buiza, como comisario científico. Además, la muestra tiene un comité compuesto por José Manuel Gil Buiza, sobrino de este prolijo y destacadísimo imaginero y Pedro Ignacio Martínez Leal, su biógrafo.

La gestión y la coordinación corresponden a Gonzalo Otalecu e Ignacio Castillo, mientras que el diseño y el montaje museográfico corre a cargo de Miguel Ángel Blanco, María de los Ángeles Ávila y el propio gerente de ArsMálaga Palacio Episcopal. Dentro de la comisión técnica, junto con el hermano mayor del Cautivo, se integran los cofrades Pedro Jerez, Samuel Quintero, José Luis Ramos, José Manuel Escribano y Modesto García.

Alejandro Morante también ha actuado como documentalista en la muestra.
 

Diócesis Málaga

@DiocesisMalaga