NoticiaEl santo de la semana

Beato Juan Duarte, el Carlo Acutis malagueño

Imagen de Juan Duarte restaurada con un software de inteligencia artificial a partir de una fotografía antigua
Publicado: 13/11/2020: 3339

Las imágenes de Carlo Acutis, el “santo en zapatillas deportivas” dieron la vuelta al mundo el mes pasado.

Su fiesta se celebra este domingo 15 de noviembre

Todo el mundo quería saber más de este joven italiano elevado a los altares. Quienes, de una u otra manera, están implicados en la pastoral de adolescentes y jóvenes han utilizado su figura como invitación a la santidad también en edades tempranas. En Málaga contamos con otro testimonio de santidad juvenil digno de ser conocido y reconocido internacionalmente. La conmemoración de su martirio se celebra el 15 de noviembre y se trata del beato Juan Duarte.

Al igual que el italiano, este joven alumno del Seminario de Málaga sentía desde muy pequeño una gran atracción hacia la Iglesia y el encuentro con Dios. El amor a la Eucaristía, a la Virgen María, a los pobres y el celo apostólico son, entre otros muchos, puntos comunes en la espiritualidad de ambos.

Natural de Yunquera, donde nació en 1912, ingresó con 13 años en el Seminario, donde destacó como alumno ejemplar. Su valentía le llevaba a dar la cara por Jesucristo siendo uno de los pocos que volvieron al centro de formación sacerdotal tras la quema de conventos en 1931.

En 1935, la noche antes de recibir el subdiaconado, escribio: «¡Con qué ganas me pongo en brazos de la Iglesia y con qué ganas le pido al Señor que me quite la vida si no he de servirla con la alegría que inunda mi alma el día que a ella me entrego!».

En marzo del año siguiente recibió el diaconado y, en noviembre, la palma del martirio, que merece espacio aparte.

La belleza de la castidad

El martirio de Juan Duarte, es como dice el prefacio de mártires, constatar cómo la fuerza de Dios se manifiesta en la debilidad (en este enlace se relata con detalle). Un largo suplicio de ocho días en el que recibió todo tipo de maltratos.

Una de las humillaciones a las que fue sometido consistió en dejarlo solo en su celda con una muchacha cuyo objetivo era seducirlo para luego acusarlo de haberse aprovechado de ella. Al cabo de un tiempo, la chica salió desesperada, sin conseguir su objetivo.

Los jóvenes de hoy reciben también continuas invitaciones a reducir su sexualidad a un entretenimiento, con graves consecuencias para su autoestima, su libertad y su consideración del otro. Los defensores del “amor libre” rechazan la castidad como un valor, cuando el testimonio del joven Duarte nos habla de la belleza de la libertad y del amor: de la auténtica libertad y del amor auténtico.

-------

El domingo 15 de noviembre, a las 12.30 horas, tuvo lugar en la parroquia de Yunquera la Misa en conmemoración del martirio de Juan Duarte. Aquí el vídeo de la Eucaristía.

Antonio Moreno Ruiz

Antonio Moreno Ruiz. Periodista de la diócesis de Málaga

Antonio1Moreno