NoticiaCatedral

El Obispo de Málaga confirma a 80 adultos en la Catedral

Grupo de confirmandos del 6 de noviembre
Publicado: 11/11/2020: 8001

El Obispo presidió la celebración de Confirmaciones en la Catedral el 6 y el 13 de noviembre.

El Sr. Obispo confirmó el pasado día 6 de noviembre, en la Catedral, a 45 miembros de las parroquias de Ntra. Sra. de Gracia (Moclinejo) y de San Juan y los Santos Mártires (Málaga). En palabras del Deán, Antonio Aguilera, esta celebración llena de gozo la iglesia madre de los malagueños. «Con el sacramento de la Confirmación estas 45 personas, enriquecidas con la efusión del Espíritu, han completado su Iniciación Cristiana», afirma Aguilera. Antonio Munsuri CP es el párroco de Moclinejo, localidad de la que se ha confirmado una joven, Lidia Aranda, de 23 años. «Le di la primera comunión en su día, es maestra y se lleva preparando durante dos años, su proceso ha sido muy bonito», explica el sacerdote. Ella misma afirma que «ha sido como un abrazo, una alegría, una sensación de paz, de plenitud, como culmen de los sacramentos de la Iniciación Cristiana».

El viernes 13 de noviembre, Don Jesús Catalá presidió de nuevo la celebración del sacramento de la Confirmación para 35 personas más, procedentes en este caso de las parroquias de San Patricio y Purísima Concepción de Málaga. Gustavo Mills es párroco de la primera, y afirma que «han estado preparándose durante largo tiempo. Hay tres grupos: uno formado por feligreses adultos, otro, por un grupo de devotos de la Virgen de Lágrimas y el tercero, un grupo específico de madres de niños de catequesis». Los dos primeros se han formado en una catequesis específica con el párroco semanalmente desde el pasado mes de enero, mientras que los últimos, han estado haciendo un proceso paralelo al de sus hijos, durante tres años.

María Cabello, es una de las confirmandas de San Patricio, junto a su marido, dos de sus hijos y un  sobrino. «Nos vinimos desde Córdoba a vivir a Málaga hace diez años. Mi hijo mayor tiene 18 años y es muy cofrade y devoto, y yo también soy muy creyente por haberme educado siempre en el seno de la fe católica, aunque luego cada uno estamos en nuestro propio proceso de fe. Durante un tiempo, tuve que estar lejos de mi marido porque me fui con mis hijos a estudiar y trabajar a Estados Unidos. Aquella experiencia me afianzó aún más en la fe. Rezaba todos los días para poder vivirlo desde el Señor», cuenta emocionada. Después de Navidad, los hijos de María empezaron a formarse para recibir el sacramento con uno de los grupos guiados por el párroco, quien invitó a los padres no confirmados a unirse. Como explica María, «para nosotros ha sido precioso formarnos como familia, y recibir el Espíritu Santo de manos del Obispo de Málaga en la Catedral es un motivo más de alegría. Estamos contentísimos», concluye.

Ana María Medina

Periodista de la diócesis de Málaga

_AnaMedina_
Más noticias de: Catedral