NoticiaStma. Virgen

La Asunción de María, modelo para nuestra vida

Publicado: 09/08/2019: 2244

El 15 de agosto, la solemnidad de la Asunción de la Bienaventurada Virgen María congrega fiestas en honor a la Virgen en múltiples advocaciones. La Madre de Dios tiene así un lugar de honor este mes en el corazón de los malagueños, y su subida al cielo es centro del carisma y de la labor de las Religiosas de la Asunción, que la frecen como guía para las nuevas generaciones.

Religiosas de la Asunción, para amar y servir

El 15 de agosto, la Iglesia Católica celebra la Asunción de María, advocación que es titular de parroquias en Almogía, Colmenar, Cómpeta, Gibralgalia y Málaga capital, y que guía el carisma de las Religiosas de la Asunción.

Esta congregación fue fundada por Sta. María Eugenia de Jesús Milleret en 1839 en París, donde abrió el primer colegio para atender a jóvenes que necesitaban mayor cultura y formación religiosa y humana.
En 1865 está fechada su llegada a Málaga, donde se abrió el primer colegio de esta congregación de toda España. Carmen Bonelli, que cumple 62 años de religiosa de la Asunción, cuenta que fue a demanda de las Señoras de Loring y de Heredia como se hizo posible. «Fueron a París a hablar con nuestra fundadora, preocupadas por la educación de las jóvenes malagueñas». Así nació este centro educativo, que estaba ubicado en Barcenillas pero que, tras ser quemado durante la guerra civil, fue reemplazado por el actual, en el barrio de Pedregalejo.

Sirviendo como María

Las Religiosas de la Asunción presentes en Málaga están repartidas en tres comunidades: la del Colegio de la Asunción, en Pedregalejo, la comunidad de inserción, en El Palo, y la casa de mayores de El Olivar (Churriana). Carmen Bonelli, superiora de esta última comunidad, explica que el carisma que les alienta es el de «vivir una vida de contemplación y educar para el anuncio de Jesucristo y la transformación de la sociedad».

La Asunción de la Virgen es esencial en este “estilo particular de seguimiento de Jesús”. María es su modelo de amor a Jesucristo y de respuesta a la llamada del Ángel, por lo que el misterio de la Encarnación es también fundamental en su carisma. «Nuestra regla de vida dice que "para María, todo fue adoración". Por eso, nosotras tenemos incorporado el rezo del Oficio Divino en nuestro día a día, y el Santísimo siempre está expuesto en nuestras capillas. Esas muchas horas de oración y adoración son compatibles con nuestra labor educativa, y han sido muchas las jóvenes de Málaga que se han educado en La Asunción y son Hijas de María», detalla. Para quien ha pasado por nuestro colegio o ha compartido camino con estas religiosas, «la Virgen es modelo de verdadera mujer, esposa y madre, que vivió la realidad de su vida en fe y esperanza, y supo vivir hasta el final con el Señor Jesús, hasta su muerte», apostilla Bonelli. «Desde pequeños, enseñamos a los alumnos, hoy ya chicos y chicas, a vivir la interioridad con la Virgen y a vivir la oración en lo que llamamos “Espacio Adora”.

Crecer en la fe

Además, les ofrecemos la oportunidad de conocer la vida de María a través de sus momentos más importantes, y a crecer en la fe y en el sentido de su presencia en la vida, para ayudarnos siempre. Para nosotras es clave vivir con la Virgen el discernimiento y recibir su luz y su fuerza para ser verdaderas discípulas de Jesucristo, y así se lo transmitimos a ellos. Hoy, nuestros antiguos alumnos son personas de fe y de aceptación de la realidad, formadas en la religión y entregadas a los demás», explica.

Ana María Medina

Ana María Medina es periodista, licenciada en Comunicación Audiovisual, doctora en Publicidad y Comunicación y especializada en temas de menores. Desarrolla su labor profesional como portavoz de la Diócesis de Málaga y miembro de la delegación de medios de comunicación de la Diócesis, además de en programas religiosos de la cadena COPE y TRECE.

_AnaMedina_