NoticiaEntrevistas

«Es importante elegir bien el futuro de nuestros hijos»

Francisco Luis Martínez · Autor: S. FENOSA
Publicado: 10/03/2015: 3978

Hasta el 31 de marzo se encuentra abierto el plazo de solicitud para la escolarización de los niños malagueños. Los centros de titularidad eclesial siguen siendo, año tras año, los más demandados, como asegura Francisco Luis Martínez, presidente de “Escuelas Católicas”, entidad que los agrupa

¿Por qué elegir un centro de titularidad católica?

La escuela católica ofrece un proyecto integrado y atrayente: personal, inclusivo, de calidad, atiende a la diversidad compensando los déficit sociales, es eficiente porque optimiza los insuficientes recursos que la Administración dedica; pone énfasis en la innovación, en el bilingüismo, en lasredessocialesde comunicación; mira de frente al diálogo entre la ciencia y la fe, entre la ciencia y la justicia... Comovemos,elmotor que impulsa este proyecto son los valores evangélicos y la misión de la Iglesia. Esta educación intenta poner en camino a la persona para realizar las acciones en su proceso de maduración, hasta llegar al umbral de la fe en Jesús. 

El informe PISA confirma los mejores resultados de los alumnos de estos centros... Los resultados no sólo deben apuntar a datos estadísticos.

La educación siempre es personal y mejora los rendimientos cuando existe un proyecto educativo atractivo que implique a la comunidad con todos sus agentes. Nos preocupa la respuesta que demos al alumnado, pues cada escuela es distinta y cada niño es especial, de aquí que no debamos optar por un modelo único exclusivo, sino inclusivo que tenga en cuenta a la persona y a su crecimiento junto con los demás.

Lamentablemente, muchos padres se quedan sin plazas para sus hijos en vuestros centros.

Aunque la bajada de la natalidad es inquietante en Málaga y el retorno de los inmigrantes patente a causa de la crisis, nuestros centros aún mantienen un alto índice de solicitudes por parte de las familias malagueñas. Es la consecuencia de un proyecto que no queda reducido a las aulas y al espacio docente, sino que también acoge y da relevancia a la atención familiar, por ser ésta la poseedora del derecho a la educación de sus hijos.

Ustedes han denunciado en numerosas ocasiones la asfixia económica a la que les somete la Junta ¿Sigue igual?

La Junta de Andalucía, a raíz del pacto con IU en la última legislatura, ha estado impregnada de una gran carga de ideologización, transgrediendo los deberes que implica el tener firmado un concierto con esta institución. Como sabemos, el coste por plaza escolar en “Escuelas Católicas” y las otras patronales concertadas es la mitad del coste en los centros de titularidad estatal. Hay que manifestar que la enseñanza concertada no es subsidiaria, sino alternativa. Es pública y goza del reconocimiento de las familias. Por tanto, legítima en derecho constitucional. Del mismo modo, por la crisis, los compromisos adquiridos por la Junta para los pagos a los centros se están demorando hasta límites insostenibles.

Antonio Moreno Ruiz

Antonio Moreno Ruiz. Periodista de la diócesis de Málaga

Antonio1Moreno