NoticiaEducación

«La Semana Santa es una catequesis en la calle»

Procesión infantil en el colegio Virgen del Carmen Obispo San Patricio
Publicado: 30/03/2015: 5357

El domingo de Ramos es, tradicionalmente, el día de la Semana Santa en el que los niños son los protagonistas. Todos los cristianos, también los más pequeños,se disponen a celebrar los días grandes de la fe. Mª Victoria López, directora del Departamento de Pastoral de la Fundación Victoria, nos cuenta cómo prepararon con sus alumnos la celebración de la Semana Santa

La tradición de que los niños sean los protagonistas del Domingo de Ramos se remonta a los primeros siglos del cristianismo. Una peregrina llamada Egeria, que recorrió Tierra Santa en el año 380, nos describe esta costumbre en un manuscrito hallado en 1884: «Todos los niños que hay por aquellos lugares, incluso los que no saben andar por su corta edad, van sobre los hombros de sus padres, llevando ramos». 

La celebración de los misterios pascuales requiere una preparación previa que se inicia el Miércoles de Ceniza. También los alumnos de los 30 centros diocesanos pertenecientes a la Fundación Victoria vienen preparando con mucho interés estos días, según Mª Victoria López, directora del Departamento de Pastoral de la Fundación Victoria: «La Cuaresma empieza con la imposición de la ceniza a todos los alumnos y profesores, en la que suelen colaborar los sacerdotes de las parroquias a las que pertenecen nuestros colegios». 

Las actividades en los 40 días de preparación para la Pascua se multiplican: «hay decoración de entradas, pasillos y aulas; incensarios aromatizando el ambiente; exposiciones de obras plásticas, dibujos, carteles, tronos y enseres realizados por alumnado y familia o cedidos por algunas cofradías; concurso de torrijas; charlas; vídeos; visitas a hermandades; conciertos de bandas de música y celebración de Via Crucis y procesiones por los alrededores de los colegios». 

De la mano de Francisco 

En los colegios diocesanos, se lee el evangelio del domingo y se reflexiona sobre él. «Nos centramos en la idea de recorrer un camino de preparación a la Pascua. Según la edad del alumnado a quienes va dirigida la actividad se le da significado a la palabra “desierto”, así como a “ayuno” y “penitencia”. Este año en concreto se han trabajado frases del papa Francisco sobre la Cuaresma.También, durante los catorce días previos al Viernes de Dolores, se trabaja cada día una estación de Via Crucis, leyendo, copiando, reflexionando sobre cada frase y haciendo un mural alusivo que se utilizará el Viernes de Dolores en el rezo del Via Crucis en el que también participan nuestras familias. Algunos de nuestros alumnos más mayores van a rezarlo al Monte Calvario». Para Mª Victoria, «en este camino es importante crear espacios y tiempos de encuentro con el Señor, y no podemos encontrarnos con el Señor si no es a través de los hermanos. Por ello también celebramos almuerzos solidarios cuyo donativo se destina a la Campaña de Manos Unidas». 

La Iglesia siempre ha tratado de encarnar el Evangelio en las tradiciones de los pueblos. Y la Semana Santa popular, que es para muchos una simple tradición, es también una gran oportunidad para el anuncio del Evangelio. «La música, la gastronomía, las procesiones... Todo forma parte del mundo donde viven nuestras familias –señala la directora de Pastoral–. Tratamos de aprovechar lo que nos ofrece la tradición y no solo reproducirlo. La Semana Santa es una catequesis en la calle, es la Pasión representada para los que no leen el Evangelio, para los que no tienen quién les cuente que Jesús, hijo de carpintero, se entregó por todos nosotros. A veces es la fe, la única fe de muchos, niños y mayores, que necesitan ver para creer».

Antonio Moreno Ruiz

Antonio Moreno Ruiz. Periodista de la diócesis de Málaga

Antonio1Moreno