José Molina Lario y Navarro

1776 - 1783

Reseña:

Nació en Camuñas (Teruel) el 5 de Marzo de 1722. Realizó sus estudios primarios en Teruel, y después en las Universidades de Valencia y Zaragoza graduándose en Teología y Derecho.

A partir de 1750 fue canónigo Penitenciario en Alcañiz y Calatayud y Magistral en Albarracín y Teruel.


El rey Carlos III, en 1765, lo presentó ante Su Santidad para la diócesis de Albarracín, a donde llegó en Mayo de 1766. Allí, a pesar de las dificultades orográficas de la zona, realizó cuatro veces la visita pastoral  a toda la diócesis. Daba ejercicios espirituales a sus sacerdotes y conferencias para que se pusieran al día en temas de moral y dogma.


En 1767, fue nombrado por el rey como miembro de su Consejo Extraordinario.


En 1775, el rey lo presentó para la sede episcopal de Málaga, donde hizo su entrada el día 13 de Abril de 1776. Comenzó, casi de inmediato, una visita pastoral a la diócesis y las conferencias dogmático-morales al clero. En 1777 fue nombrado también Visitador Apostólico de la Vicaría de Estepa (Sevilla).


En 1778, iniciada la visita pastoral a Ronda y su serranía, donde enfermó de tercianas y, debilitado de salud, nombró Gobernador Eclesiástico, en 1780, al canónigo Magistral D. José Molina Sánchez. Él se dedicó a atender obras de caridad y sociales, con todos sus bienes, así se acercó a las barracas y casuchas de la zona de la Alcazaba y contribuyó en la reparación del viejo camino de Antequera que pasaba por el Torcal  y el camino viejo de Vélez, reformó el Seminario Conciliar, en ampliar el Convento de las Dominicas de la Aurora y en la renovación de la Iglesia de los Mártires, así como la fundación del Colegio de San Telmo. Pero, sin duda, lo más destacado de su obra social, fue dirigir y sufragar la construcción del “Acueducto de San Telmo”, para aportar la solución de abastecimiento de agua a la ciudad, obra que finalizó en 1784, ya fallecido D. José.


Promovió la construcción de la Catedral en su fase barroca, añadiéndole en 1777 y 1778 retablos y los dos órganos monumentales. La Torre del norte se terminó en 1782 y se suspende la obra de la segunda torre y las obras de la Catedral que queda ya como está hoy.


Con ayuda de expertas personas, se lleva también a cabo la catalogación de los fondos del Archivo del Cabildo Catedralicio.


Gravemente enfermo, falleció, a los 62 años, el 4 de Junio de 1783, el día 7 fue sepultado en el mausoleo de la Capilla de la  Encarnación de la Catedral de Málaga.


Tiene dedicada una Calle en Málaga, en la zona de la Catedral.