NoticiaEntrevistas

Francisco Cabrera: «Tener fe me ayuda a superarme en el deporte»

Francisco Cabrera, tras ganar el campeonato
Publicado: 04/04/2016: 3659

Francisco Cabrera (Álora, 1950) es el actual campeón de España de Duatlón Larga Distancia en su categoría de veteranos. Durante muchos años fue director del colegio San Pablo, de la Fundación Victoria.

¿Cómo empezó en el mundo del deporte?

El deporte me ha gustado siempre. De pequeño estaba en el equipo del colegio, en el de la Universidad y después en el Club Mediterráneo. Siempre he estado muy ligado al deporte, participando en competiciones deportivas y siendo profesor de educación física durante seis años. Con la jubilación anticipada, tengo más tiempo libre y lo puedo dedicar al deporte. Hay que intentar ser joven hasta lo más tarde posible y morir joven lo más tarde posible. En definitiva, tener buena salud y por eso hago mucho deporte.

¿Se esperaba la victoria en el campeonato de España?

Llevo ya varios años participando en competiciones y ahora estoy preparándome para el Ironman de Sudáfrica. Quería aprovechar el Campeonato de España de Duatlón de Larga Distancia para que me sirviera de entrenamiento y al final he quedado campeón de veteranos de mi categoría de edad. Lo hago por entretenimiento, por disfrutar del deporte y de la gente.

Le espera un año cargado de competiciones, ¿qué aporta la fe a su carrera deportiva?

Si no se tiene fe, creo que no se llega a ningún sitio. Hay que tener fe en lo que uno hace, creer en ello y ser fuerte, pero esto se aplica a todos los ámbitos de la vida. La fe te da fuerza, te ilusiona y te ayuda en los momentos difíciles. Siempre lo digo, tener fe ayuda y a mí me ayuda hasta en el deporte. Creer me anima a seguir luchando y a seguir disfrutando de lo que hago. Soy una persona con unos principios cristianos muy importantes e intento transmitirlos a los demás.

También es monitor del Centro de Mayores de la Amargura, ¿qué supone esto para usted?

Llevo tres años en los talleres de mayores de la Amargura y la verdad es que es una experiencia muy agradable trabajar con gente mayor, te llena y te sientes muy a gusto. Es un trabajo bonito, para mí es una gran satisfacción. Creo que la Iglesia realiza una labor muy importante en estos talleres dedicados a los mayores y que deberían generalizarse mucho más, también fuera del ámbito eclesial.

Elena Millán

Diócesis Málaga

@DiocesisMalaga
Artículos relacionados
Maestro por naturaleza