NoticiaOración

«Álvaro vino con la oración ya de serie»

Publicado: 14/06/2021: 5771

Álvaro Calvente Moreno tiene 16 años y se ha vuelto uno de los malagueños más conocidos en España gracias a su experiencia de peregrinación y oración, que narra en su cuenta de twitter @CaminodeAlvaro. Junto al síndrome de syngap, Álvaro vino al mundo con una espiritualidad fuera de serie

Sus padres, Ildefonso y Raquel, cuentan que «a Álvaro la oración le vino ya de serie. Según lo vemos nosotros, es un beato, no en tono despectivo, sino real. Su vida se basa en las cosas de Dios, y las cosas de Dios son su vida». El verano pasado, Álvaro y su padre emprendieron, junto a su amigo Paco, el Camino de Santiago. Al llegar, eran tantas las personas que habían seguido sus pasos, que hasta el Papa Francisco le hizo llegar una carta agradeciéndole su gesto e invitándole a seguir llevando a Dios las oraciones que tanta gente había depositado en su “mochila”. Este año, además de a Santiago, Álvaro, su padre y su padrino Carlos van a peregrinar al Santuario de la virgen Guadalupe, en Extremadura, que celebra su año jubilar.

«La oración para Álvaro es hablar con su Padre, con su Madre, con su Amigo, jugar con Él. Sabe que habla con otra persona, no duda. Dios existe», explica Ildefonso. En su crecimiento, su oración se ha vuelto también más intensa. «Reconoce cualquier cosa relacionada con Dios o la Virgen inmediatamente. Lo que no cambia en él son sus saltos de alegría cuando ve a un religioso o pasa por delante de una iglesia, y cuando participa en la Eucaristía», añade su padre. Y es que Álvaro, nada más llegar del colegio, come rápido, se viste con su alba y se pone a “decir” la Misa, que se sabe de principio a fin.

APÓSTOL DE LA ORACIÓN

Esta actitud de constante espiritualidad se transmite a su alrededor. «Es impresionante cómo llama la atención donde va, incluso a los no creyentes,  porque irradia el amor de Dios. Suena cursi, pero es así. Influye en los que le rodean porque es agradecido, todo lo que hace, vive, ve o siente es regalo de Dios. Vive el momento, lo disfruta y por eso es feliz, como hijo de Dios que es», explican sus padres.

A mediados de junio comenzó la peregrinación a Guadalupe llevando consigo oraciones de muchas personas enviadas a través de twitter. «Son peticiones de todo tipo. Algunas nos ponen en la realidad de que esta peregrinación es una misión, llevar a la Virgen el sufrimiento, las inquietudes, los temores y ¿por qué no? la esperanza de muchas personas de que Dios nos escucha y de que la Virgen Maria intercede, como Madre que es», concluye Ildefonso.

Ana María Medina

Periodista de la diócesis de Málaga

_AnaMedina_
Más noticias de: Oración