NoticiaSacerdotes

"Sed pastores según el corazón de Cristo"

Publicado: 24/06/2019: 11940

Enrique Mateo, Manuel Otero y Ernesto Ruiz recibieron la ordenación sacerdotal el sábado 29 de junio, en la Catedral de Málaga.

El obispo de Málaga, Jesús Catalá, es quien presidió las ordenaciones, que tuvieron lugar el sábado 29 de junio, a las 11.00 horas, en la Catedral de Málaga.

En su homilía, D. Jesús les volvió a hacer la pregunta que Jesús hizo a Pedro: "¿me amas?" y les invitó a responder en su corazón, sinceramente. Esta celebración estuvo unida a la que el domingo rememoró el centenario de la consagración de España al Corazón de Jesús, en Madrid, y a la renovación de esa consagración de la ciudad de Málaga que unos años más tarde, en 1927, hiciera el obispo San Manuel González. Por ese motivo, el Obispo llamó a los neopresbíteros "sacerdotes de la generación de este centenario", y les animó a ser "pastores según el corazón de Cristo".

Homilía íntegra de la ordenación de presbíteros.

Como afirma el rector del Seminario, Antonio Eloy Madueño, «con la ordenación de Ernesto Ruiz Canales, Enrique Mateo Quintana y Manuel Jesús Otero Plaza, se hace presente la finalidad, misión y sentido del Seminario Diocesano de Málaga: “formar sacerdotes-hostias que consuelen al Corazón Eucarístico de Jesús, salven las almas y hagan felices a los pueblos” en palabras de San Manuel González, según reza en uno de los escudos de la Iglesia del Seminario».

LOS ORDENANDOS RESPONDEN

Manuel Jesús Otero tiene 25 años y es natural de Alhaurín el Grande. Enrique Mateo, de 24, nació en La Roda de Andalucía (Sevilla) y Ernesto Ruiz, de 52, en México.

En una entrevista realizada por Daniel Gutiérrez y publicada en el nuevo número de "Pastor Bone", revista del Seminario, los nuevos ordenandos reflejan su paso por el Seminario. «Allí he comenzado a formarme a imagen del Buen Pastor», responde Enrique. «Han sido unos años de crecimiento a todos los niveles, donde he conocido mucho mejor a Dios, a la Iglesia y al hombre», apunta Manuel. «Un tiempo de formación y crecimiento, de alegrías, discernimiento... de intentar dar respuesta a la llamada de Jesús», explica Ernesto.

A la pregunta de qué sienten antes de ser ordenados sacerdotes, las respuestas son muy distintas: «Ilusionado, alegre, asustado, agradecido, nervioso... como en un sueño, más aún cuando piensas que ese sueño es el que Dios tiene para ti», dice Enrique. «Con ganas, contento y en paz -dice por su parte Manuel-. Con mucho respeto por esta vocación y misión, pero sin miedo, porque Dios es quien te va guiando». Y Ernesto, por su parte, confiesa que «feliz, deseoso, animado, nervioso e inmerecedor de este regalo tan grande».

Los tres tienen claro cómo debe ser un cura, hoy. «Disponible, cercano y paciente», declara Manuel. «Alegre, cercano y con los pies en la tierra», apunta Enrique. Mientras que Ernesto apostilla: «Un cura hoy debe ser comprometido, alegre y orante».

PRIMERAS MISAS

Los nuevos presbíteros celebran sus primeras misas en los próximos días. Ernesto Ruiz, el domingo 30 de junio, a las 19.00 horas, en la parroquia de San Isidro Labrador, en Estación de Cártama. Enrique Mateo, el 5 de julio, a las 20.00 horas, en la parroquia de Santa Ana, en La Roda de Andalucía, y Manuel Jesús Otero, el sábado 6 de julio, a las 12.00 horas, en la parroquia de Nuestra Señora de la Encarnación, en Alhaurín el Grande.

 

 

Ana María Medina

Ana María Medina es periodista, licenciada en Comunicación Audiovisual, doctora en Publicidad y Comunicación y especializada en temas de menores. Desarrolla su labor profesional como portavoz de la Diócesis de Málaga y miembro de la delegación de medios de comunicación de la Diócesis, además de en programas religiosos de la cadena COPE y TRECE.

_AnaMedina_