NoticiaStma. Virgen

El Carmen, una devoción siempre viva

Bendición de las aguas con el estandarte de la Virgen del Carmen, en presencia de la Virgen de los submarinistas
Publicado: 08/07/2021: 4664

La Virgen del Carmen vuelve a reunir en torno a ella la devoción mariana de toda la diócesis este mes de julio. La archicofradía del Carmen Coronada de Málaga celebra la Misa en el atrio del templo, el 18 de julio. En Cuevas de San Marcos, con motivo del 65 aniversario de su patronazgo, reciben la visita del Obispo, y desde Los Boliches nos llegan testimonios de devotos que cruzan las fronteras.

La archicofradía del Carmen Coronada de Málaga tiene, entre sus cultos para este año, la celebración de la novena, del 7 al 15 de julio, a las 20.00 horas en la parroquia del Carmen, predicada por el P. Fray Juan Franco O.P. En la víspera de su festividad, el 15 de julio, el templo acoge la celebración de una vigilia de oración y de la felicitación a la Virgen a las 23.30 horas, y el mismo 16, a las 12.00 horas el párroco, José Manuel Caselles CMF, preside la Función Principal de Instituto con la asistencia de la Armada española. Los días 16, 17 y 18, permanece expuesta la imagen para su veneración cercana.

El 17 de julio habrá adoración al Santísimo Sacramento y procesión eucarística por las naves del templo a las 19.30 horas, y el 18, tras el Rosario de la Aurora y la Misa de Campaña (a las 9.00 horas), presidida también por el párroco. A las 12.00 horas, la archicofradía llevará su estandarte a la bahía para bendecir las aguas, como ya hiciera el año pasado debido a la pandemia. Y es que, aunque en nuestra diócesis se sigue manteniendo la suspensión sine die de culto externo a raiz de un Decreto que el Obispo firmara en enero, varias hermandades han obtenido dispensa al mismo para poder celebrar en el exterior de los templos extremando las medidas de seguridad y cumpliendo las normas que, en cada momento, emitan las autoridades competentes.

A las 19.30 horas, se celebra la Misa solemne conmemorativa del XVII aniversario de la Coronación Canónica y hermanamiento con la archicofradía de María Auxiliadora. Todo se cierra con la Misa de Acción de Gracias, el 31 de julio, a las 19.30 horas.

El párroco, José Manuel Caselles, afirma ser «cada día más consciente de que sin una madre no se puede vivir, por eso, muchas mañanas cuando voy a abrir la iglesia, a las 8.00 horas, hay ya mucha gente esperando. Van a saludar a su madre, a contarle a alguna pena, alguna alegría, a pedirle, a consolarse, porque siempre las madres consuelan. Y experimento cada día que la Virgen del Carmen también lo hace y tiene una atracción especial. Me gusta repetir que la parroquia del Carmen es la casa de María, de la madre, e invito a que vayamos con mucha confianza y mucha libertad, con frecuencia, porque para una madre es una alegría ver a los hijos, y para unos hijos, ver a la madre. Y siempre con ese trasfondo de todas las madres, eso que siempre nos han dicho: “llévate bien con tu hermano”. Yo creo que María lo consigue. En la presencia de María en esta advocación tan marinera, tan de este barrio, acorta las distancias que se van creando entre nosotros», cuenta.

DEVOTOS EN TODOS LOS RINCONES

La devoción a la Virgen del Carmen está profundamente arraigada en nuestra diócesis, y desde aquí se extiende y se transmite a todos los rincones del plantea. Muestra de ello es la que vive la comunidad de Los Boliches, en Fuengirola.

María Verónica desde Buenos Aires (Argentina) se ha vinculado a la parroquia de Los Boliches gracias a la iniciativa Challenge llevada a cabo en este tiempo de pandemia. De bisabuelos españoles, y con numerosas cármenes en sus antecesoras, afirma: «La Virgen del Carmen significa para mí el amor de Dios que acoge, sana y eleva al cielo. No solo nuestro peregrinar terrestre, sino también el peregrinar a la casa del Padre. Su protección amorosa de madre es un puente entre esta vida y la vida eterna que todos debemos alcanzar. Por eso la llevo muy grabada en el corazón, como todos los bolicheros, para emocionarme a tope cada 16 de julio y los 364 días restantes del año».

María Jesús es camarera de la Virgen del Carmen, y su devoción le viene de su madre. «Para mí significa nuestra madre, nuestra patrona, la que nos cubre con su manto y a quien siempre acudimos pidiéndole y rogándole».

Carlos es aspirante al diaconado permanente y su devoción procede de su familia «especialmente de mi abuela y mi madre, que siempre me enseñaron a rezar el rosario con la mirada puesta en la Virgen del Carmen. Para mí su fiesta significa un momento muy especial durante el verano. Con ella agradecemos por el curso terminado, es como una acción de gracias».

Manolo es capataz de la hermandad bolichera, y también recibió de su familia este legado. «Mi madre era muy devota, y también la familia de mi mujer. Para mí, representa la fe, la devoción, la pasión... Como todos aquí, “a Dios y con la Virgen del Carmen”.

Paul es diácono permanente en Inglaterra: «La Virgen del Carmen tiene una devoción especial en los lugares que están cerca de mi corazón. En primer lugar, los católicos ingleses la veneran con mucho afecto debido a las grandes bendiciones que otorgó a los carmelitas, y en particular a San Simón Stock, que avanzó en su devoción y en el uso del escapulario marrón. Inglaterra fue denominada “dote de María”, y en ella existe una gran devoción antes de la reforma, que hemos continuado desde entonces. Pero también tiene un lugar en mi corazón por España, y especialmente Los Boliches, donde conocí a Manolo, su párroco. La gran devoción que los bolicheros tienen por su patrona es una demostración de una fe viva, que combina el amor a la tradición con la fe de hoy. Que esto continúe durando mucho tiempo».

José Manuel es sacristán de la parroquia de Los Boliches, y su devoción le viene desde su pueblo de origen, San Cucufate de Llanera, en Asturias. «La Virgen del Carmen es para mí el  motivo de tener tanta fe. La madre de Cristo es mi referente. Como cristiano, mis referencias son Jesús, la Virgen, san José y san Pablo».

LOS BOLICHES

La hermandad de Nuestra Señora del Carmen de Los Boliches, que también celebrará, el domingo antes del comienzo de la novena a la Virgen del Carmen, su habitual Rosario de la aurora que antecede a la Eucaristía en la playa. En esta ocasión, no se ha realizado portando la imagen para bendecir las aguas, sino que se desarrolló con los fieles sentados para cumplir las normas anti-covid. La Misa se celebró en la plaza Reina de los Mares, donde se encuentra una estatua monumental de la Virgen del Carmen, denominada la “Virgen negra” por el color del metal con que está realizada, y que es muy apreciada por todos. Ese mismo día, se bendijeron las aguas con una capillita de la Virgen del Carmen. Dicha capilla, regalada a la hermandad por la parroquia en noviembre de 2017, visita durante una semana los hogares de los hermanos que así lo solicitan a lo largo del año. Con el dinero que estos dan en depósito durante la visita, una cantidad simbólica, y que luego ceden a la hermandad, esta atiende fines sociales. En 2020, por ejemplo, se hizo entrega de un cheque de 680 euros a la Fundación Cudeca que servirá para cubrir los gastos de un enfermo en su casa durante un mes.

Los cultos del Carmen en Los Boliches siguen con la novena, del 7 al 15 de julio a las 20.30 horas en el templo parroquial Virgen del Carmen y Santa Fe de Los Boliches y que corre a cargo de Rafael Navarro. El 16 de julio, la Misa de su festividad es a las 12.00 horas, y la Misa extraordinaria de marineros, a las 20.30 horas, con la apertura de puertas, a su término, para la veneración de la imagen.

Ana María Medina

Periodista de la diócesis de Málaga

_AnaMedina_
Más noticias de: Stma. Virgen